AVISO. Por la naturaleza de los trabajos de este blog, el argumento e incluso el final de las peliculas son generalmente revelados.

domingo, 27 de febrero de 2022

SERIE ESTAMOS MUERTOS. UNA REFLEXIÓN SOBRE EL BULLYING EN LA ESCUELA.

 

El bullying es un acoso violento, intimidatorio y negador de los derechos de los niños y adolescentes.

Segunda serie que voy a comentar en este blog. Se trata de la reciente serie coreana de Netflix "Estamos muertos". Nueva versión de un "apocalipsis zombi" que empecé a ver por curiosidad, y que pronto me llamó atención por algunas lecturas que de ella se pueden hacer al situar la acción en una escuela y por la temática del bullying que tiene como punto de partida y que, especialmente, observamos en sus cuatro primeros episodios, dándonos así la oportunidad de reflexionar sobre algunos aspectos acerca del acoso escolar.

En un tiempo en el que el tema de los abusos sexuales de infancia salen frecuentemente en los medios, en especial por el escándalo  que los relaciona con distintos representantes del clero católico,  hace ya un tiempo que quería escribir sobre el bullying y el acoso escolar, es decir, el acoso que, bajo formas variadas, reciben niños, preadolescentes y adolescentes por parte de algunos sus "compañeros" de una manera persistente y continuada en el tiempo. Obviamente, el acoso es de diferentes tipos, e incluye desde agresiones verbales y psicológicas, maltratos físicos, burlas y ridiculizaciones, robos y destrucción de objetos, agresiones sexuales, etcétera, que luego se saldarán con las secuelas traumáticas en la vida adulta.

Par situar la gravedad del problema del bullying solo presentar algunas cifras escalofriantes:

La asociación británica Beat Bullying declara que, dentro de la Unión Europea, hasta 24 millones de niños y jóvenes al año son víctimas de acoso y maltrato por bullying. Reino Unido parece ser, según la ONU, el país más afectado por el bullying, seguido por Rusia, Irlanda, España e Italia.

Como consecuencia del bullying, se producen alrededor de 200 mil suicidios al año entre jóvenes de entre 14 y 28 años según un informe realizado por la Organización Mundial de la Salud. 

Finalmente, indicar que afecta por igual tanto a niños como a niñas, así como muchachos y muchachas adolescentes. En cuanto a los acosadores son también tanto unos como otros.

I. CARACTERÍSTICAS DEL BULLYING

"Estamos muertos" ya se inicia con una situación de acoso en la que Lee Jin, un joven adolescente, hijo de un profesor de la escuela donde estudia (Lee Byeon), es acosado por otros jóvenes (Son Myeong, el líder, y Yoon Gwi Nam, el matón) que le someten a burla, insultos y a un fuerte maltrato físico. Más tarde vemos como uno de los acosadores del muchacho (Yoon Gwi Nam) maltrata a Min Eu Jin, otra joven en clase a la que tira de los pelos por la espalda y escribiéndole sobre su blusa "Soy muy sexy", mientras el resto de la clase se ríe de ella. Ella llora. En ambas escenas ya observamos las características esenciales del bullying:

1. Una situación de desequilibrio de poder que se establece entre un grupo que lo ejerce actuando violenta y deliberadamente sobre un individuo aislado, y en el que a este le es difícil o imposible defenderse.
2. La reiteración del acoso en el tiempo del grupo sobre el individuo, como observaremos con el paso de los episodios de la serie.
3. La estructura del acoso implica dos elementos en juego: Los ejecutores de la violencia y los observadores activos y pasivos que la aprueban.
4. El sufrimiento del acosado es sostenido también en el tiempo. No se limita sólo a los momentos de violencia, sino a tener que vivir, y en muchas ocasiones en soledad, con la constante amenaza de su presencia
5. El ocultamiento, el silencio o la ignorancia bajo la que transcurre: ocultamiento porque busca realizarse lejos de la mirada de los adultos, el silencio por el miedo del acosado y la inhibición de algunos compañeros que lo observan y, finalmente, la ignorancia o el desentendimiento con la que incluso ocurre bajo la mirada de adultos.

Otra característica que ya observamos en este primer episodio, y que tiene que ver con el punto 4, es la desesperación del sujeto acosado y que, en muchas ocasiones, los terapeutas hemos escuchado en nuestra consulta por parte de pacientes adultos que sufrieron bullying en la frase "me quería morir" y que, como sabemos, se manifiesta en ocasiones a través de los suicidios o intentos de suicidios de jóvenes adolescentes sometidos a estos acosos. En la película observamos este hecho en Lee Jin porque se nos hace notar un intento de suicidio que realizó cortándose las venas, mientras que en una escena vemos a Min Eu Jin a punto de tirarse desde el tejado del edifico de la escuela, mientras lo intenta evitar otro compañero que, junto a ella, también sufre bullying. Dice en cuestión: "Esto es un infierno. Voy a acabar con el sufrimiento." Lee Jin, ante la desesperación de su padre, y ante la indiferencia de la escuela, le insta a plantar cara, a lo que él responde: "Lo siento papá, yo lo que quiero es morirme, sería muchísimo más fácil".


El intento de suicidfio de Min Eu Ji

En todos los casos en que aparece el bullying en la serie observamos las diferentes modalidades con las que se ejerce:

- Presión social: que va desde el aislamiento a distintos tipos de hostigamiento, humillaciones, hablar mal de la familia del acosado, etcétera.
- Maltratos físicos: golpes, patadas, empujones, daños físicos realizados de distintos modos, agresiones sexuales, robos, destruir pertenencias...
- Maltratos verbales: insultos, burlas, ridiculizaciones, apodos ofensivos...
- Maltratos psicológicos: amenazas, manipulaciones, chantajes, intimidación...

La serie hace referencia también al ciberbullying, es decir, al acoso realizado a través de o utilizando las redes sociales. En el caso de la serie los acosadores amenazan con publicar en Youtube unas imágenes de Min Eu Jin donde se la muestra semidesnuda, causa por la que la joven quiere suicidarse.

2. BULLYING Y ENTORNO.

Algo que también es importante destacar es como afecta a los niños y adolescentes sujetos de bullying el entorno que, en principio, debería defenderles. Esto hace referencia esencialmente a los padres y, en el caso del bullying escolar, a los profesores y a la escuela como institución. La serie, especialmente en el episodio 4, nos muestra la inadecuada, o incluso la inexistente respuesta, de aquellos que deberían proteger al sujeto acosado:

- ¿Por qué las víctimas de bullying no recurren a los padres o a los profesores?

La vergüenza que la situación de maltrato provoca no se ve apoyada por la percepción de una relación segura en el vínculo con las figuras parentales o escolares, o también por las amenazas realizadas por parte de los acosadores que intimidan cualquier toma de decisión al respecto. Recuerdo una paciente víctima de bullying a quien sus acosadores amenazaban con dañar a su hermano pequeño si decía algo.

- ¿Porqué las respuestas de los padres, los profesores y la institución escolar es, en ocasiones, tan ineficiente, tan poco protectora, cuando no directamente abandonadora?

En "Estan muertos", apreciamos tres aspectos al respecto:

El hecho de que ni los padres ni los profesores ni la institución aprecian la afectación de los jóvenes acosados. Y si lo hacen parece que no le den importancia o la minimicen o que, directamente, no se ocupen.

El hecho de las respuestas inoportunas por parte de algunos de ellos. El padre de Lee Jin, en su desesperación por la falta de respuesta de la escuela, le propone a su hijo que él les plante cara, que se la devuelva, incluso le dice "prepárate para la muerte y enfréntate a él", o la opinión de un profesor de que ve a Min Eu Ji como una débil que no sabe defenderse, o la confusión (a veces interesada) del bullying con conflictos de aulas, o puntuales bromas o  burlas desafortunadas que proponen arreglarse con una disculpa para que luego el bullying continue..


Lee Jing

En mi experiencia profesional he oído a pacientes adultos contarme que fueron sus propios padres los que quitaron importancia al asunto relativizándolo, o que les han dado consejos totalmente fuera de lugar dejando al acosado aún más abandonado a sus acosadores. También pacientes me han relatado cómo su maltrato transcurría bajo la vista de los profesores que no hacían nada al respecto.

La respuesta inadecuada de la institución escolar.  En demasiadas ocasiones las respuestas de la institución escolar suelen ser inoperantes debido a la aplicación de protocolos ineficientes que, en ocasiones, acaban con malas soluciones, como la ya habitual de que la víctima sea cambiada de colegio, como si ella fuera el problema o la carga de la que hay que deshacerse (como he observado en distintas ocasiones).

Precisamente, la ficción de la película parte del objetivo del padre de Lee Jin (en un papel clásico de un doctor Mad, un doctor Loco), qué es un brillante biólogo, y quien viendo la impotencia de su hijo ante sus acosadores, así como la falta de apoyo de la escuela, desarrolla un virus que pretende desarrollar la agresividad del joven, el cual dará lugar al apocalipsis zombi posterior. Sus reflexiones parten, precisamente, de la respuesta de dañar con aun más daño y de la reflexión del bullying como consecuencia de una sociedad violenta:

Entonces me di cuenta. Vivimos en un sistema violento. Un don nadie como yo no puede cambiar el sistema, por eso decidí cambiar a mi hijo. No quería que muriera ni que volviese a intentar suicidarse [...] Estaba desesperado por salvarlo. Antes que morir siendo humano sobreviviría siendo un monstruo.

Detenido por un inspector de policía este le dice: "No se da cuenta de que ese monstruo está matándolos a todos". A lo que responde desde el más profundo rencor:

¡Que importa que mueran, han sido cómplices de todo esto! ¿Quién ha creado este mundo? Les avisé que si ignoraban todas las agresiones leves la violencia acabaría dominando el mundo, pero nadie me hizo caso. Cosas que pasan, los chavales se pelean, les hacen bullying porque se lo merecen. La culpa de que estemos donde estamos es de los hijos de puta que pensaban estas cosas.


Lee Byeon, el padre de Lee Jin

La actitud del padre indica que responder al odio con el odio no es el camino, puesto que esto sólo lleva a escaladas de violencia que implican un mayor daño. Dentro del contexto de ficción de la serie es lo que se muestra con el apocalipsis que desencadena su experimento. 

3. EL BULLYING Y EL ACOSADO.

En la serie, aunque esta es una dimensión poco explorada, podemos observar algunas características que suelen determinar a las víctimas de acoso: la timidez, la incapacidad de reacción frente a la violencia (por miedo, desconfianza, etcétera) que les lleva a someterse a ella y, como en el caso de Min Eu Jin, factores diferenciales como la belleza. 

Sin embargo, son variados los motivos por los que se puede ser víctima de bullying. El factor diferencial es clave en ese sentido, y así podemos observar como causa de bullying los defectos físicos o psíquicos, la sensibilidad, el rendimiento escolar exitoso, o todo lo contrario, las dificultades de rendimiento, el tipo de intereses (que, en ocasiones, afecta a niños especialmente dotados) y diferencias por motivos étnicos, religiosos, culturales o de orientación sexual minoritario.

- Los efectos del bullying en los niños y adolescentes.

En la serie podemos ver tres de los efectos característicos del bullying como acto de denigración de la dignidad de la víctima: la baja autoestima, la depresión y el suicidio. Los dos primeros suelen ir acompañados de otros síntomas: afectación del sueño y la alimentación, somatizaciones, irritabilidad, notable descenso del rendimiento escolar, así como abandono de sus intereses (en un intento de ser aceptado, o de dejar de ser visto como el raro o el diferente). Algunos pacientes especialmente dotados, abandonaron durante su infancia muchos de sus intereses artísticos, musicales y científicos, así como una renuncia su creatividad, con tal de evitar el acoso del que eran objetivo, renuncias que continuaron de adulto.

- Los efectos del bullying en los adultos que lo padecieron.

No hay duda de los efectos que sufrir un bullying implica en aquellos que lo han sufrido al llegar a su edad adulta. Los efectos sobre la autoestima, sobre la confianza, la inhibición social, las auto percepciones negativas, cuando no destructivas, restos del estrés postraumático, las conductas evitativas del conflicto, así como una tendencia a la depresión, a la ansiedad y a los trastornos de ella derivada (fobia social, agorafobia, trastorno de ansiedad generalizada, trastornos alimentarios, somatizaciones, etcétera).



4. EL BULLYING Y EL ACOSADOR.
 
En la serie, el perfil de los acosadores está representado por Son Myeong y Yoon Gwi Nam. Para comprender este perfil creo que es interesante recurrir a una película  como "La cinta blanca" de Michael Haneke (pulsar aquí para acceder s su comentario), pues en ella podemos ver su caldo de cultivo. Familias desestructuradas y violentas, o algunas de naturaleza autoritaria y cruel, así como familias con marcados contenidos ideológicos, religiosos o culturales, o de una fuerte componente narcisista, que genera en ellos frustración y falta de empatía y que, como en la película de Haneke, y a través de un mecanismo de defensa de identificación con el agresor, busca en quien descargar su rencor acumulado: su rabia, ira y odio.

El problema de la falta de empatía, si bien es normal en los niños, no lo es ya tanto en los adolescentes, quienes a partir de una cierta edad, comprenden perfectamente la naturaleza de los actos que cometen y el daño que infringen.

Indudablemente, las consecuencias para los niños y adolescentes acosadores que no son corregidos en sus actitudes también corren riesgos graves en su adultez, siendo frecuente la desconexión moral, la tendencia a conductas delictivas, el abuso de alcohol y drogas, dificultad con los límites y las normas, absentismo escolar, así como el desarrollo de trastornos de la personalidad como el narcisista o antisocial, etcétera.

5. SI VOS NO HACES NADA, TAMBIÉN SOS PARTE.

Acabar esta entrada, necesariamente corta e incompleta, con ese rap de Emanero, que la complementa con una buena dimensión emocional de lo que implican las vivencias dichas en esta entrada. Muchos años contemplando el daño y el sufrimiento que estas agresiones crean nos pone en una responsabilidad social en la que nadie, desde el presidente del gobierno hasta el último compañero que observa estos acosos pueden callar o ignorar: hay que romper el silencio, prevenir, proteger y ayudar a las víctimas.






No hay comentarios:

Publicar un comentario